martes, 2 de diciembre de 2008

Leith Walk




Leith Walk

Bajó corriendo Leith Walk

Eran sus tobillos bastones cansados y lo hizo

Lo hizo por todo

por el golpeo en la sien, por el ritmo del tacón

Bajó corriendo Leith Walk

Y ya al momento éxtasis nervioso

y ya sonreía cuesta abajo.

Mirada interrogante, corazón cómplice de borrachos.

Llueve en Leith

Y ya el gris se inunda de estela negra salvaje y extranjera

Y ya cae su cuerpo un goterón en la cornisa de Edimburgo

GIRA lloviendo sangre, la furia del trueno, el relampaguear del lagrimal.

Son música el golpeteo de sus rodillas contra el cristal, el rasgar de las fibras, el vuelo de un zapato negro como un cuervo.

Bajó corriendo Leith Walk

En el giro, la transformación,

Eran sus labios rubíes y en la mano alguien entrega las perlas que fueron sus ojos.



Y la versión para espero mi futuro mecenas inglés...La traducción no es exacta y bueno está mejor/peor. Todo esto es parte de mi teoría del giroy bueno ya me comentaréis que os sugiere, cosa que me intriga un montón.


Leith Walk

She came down running Leith Walk

Were her ankles tired sticks, she did it

She did it because…

the beating of her temple, the high heel rhythm

She came down running Leith Walk

And now the nervous extasis moment

And now smiling downhill

Interrogating look, accomplice drunken heart.

It is raining on Leith

And now grey flooding a black wild foreign stella

And now her body big raindrop in the Edinburgh cornice

TURNING it is raining blood, the thunder’s fury, the corner of eye lightning

Music; the beating of her knees against the glass, the tearing fibres, the flight of a black crow shoe

She came down running Leith Walk

Those rubies were her lips, in his hand someone holds those pearls that were her eyes.

3 comentarios:

Kaín dijo...

pues... creo que tengo que leerlo otra vez. Aunque esa filosofía del giro en cuanto al cambio... no se, mejor me callo, porque en realidad no tengo ni puta idea de que quería decir. Yo en realidad lo que me pregunto es donde cojones has estado todo este tiempo.

Te digo con toda mi poca verguenza y con toda la confianza que no tenemos, que te he echado de menos. Y que este coitos interruptus de tus palabras no sienta nada bien al sistema nervioso.

Un besobeso

Anónimo dijo...

Si algún día fundase una editorial, el primer libro sería tuyo. Pero con los dibujos.

Sigo pensando en el último misterioso verso. Ese alguien era o es un ciego o un pez. Dos ojos que son dos bolas blancas...

"Y ya cae su cuerpo un goterón en la cornisa de Edimburgo"
Si la estructura es: su cuerpo = goterón, hace falta una coma después de cuerpo para que se entienda.
(No te voy a decir qué cosas me han gustado para no condicionarte.)

El teórico

La feliz tonta armada con un lápiz dijo...

como se agradecen sus sabios consejos.
Mucho amor avinagrado para usté!